FARANDULA

Los inmigrantes utilizan menos asistencia social que los ciudadanos nativos



Uno de los estereotipos más perniciosos sobre los inmigrantes en los Estados Unidos es que toman más del país de lo que devuelven porque es más probable que utilicen los beneficios sociales que los ciudadanos nativos. Estos estereotipos conducen a políticas públicas que reducen la cantidad de inmigrantes que ingresan al país y dificultan que los que están aquí obtengan tarjetas verdes.

“Es más probable que los inmigrantes tengan menos educación y trabajen en ocupaciones poco calificadas que los nativos americanos. Como resultado, los estadounidenses piensan erróneamente que los inmigrantes son grandes consumidores de bienestar”, dijo a Upworthy Alex Nowrasteh, analista de políticas de inmigración que actualmente trabaja en el Centro para la Libertad y la Prosperidad Global del Instituto Cato.

«Los inmigrantes también tienen más probabilidades de ser minorías étnicas y raciales que los nativos americanos, lo que podría alimentar el estereotipo de que es más probable que consuman riqueza», agregó Nowrasteh.

Estos estereotipos crean un ambiente hostil para los inmigrantes que les dificulta el éxito y la asimilación. También conduce a estatutos que los atacan injustamente.



En 2019, la administración Trump implementó una «regla de cargo público» para dificultar que los inmigrantes se conviertan en ciudadanos estadounidenses. La nueva regla establece que el gobierno puede negar las tarjetas de residencia a cualquier persona que haya utilizado programas antipobreza para los cuales califica legalmente como vales de comida, Medicaid, subsidios para medicamentos recetados y vales de vivienda.

“Aquellos que buscan emigrar a los Estados Unidos deben demostrar que pueden mantenerse económicamente”, dijo la secretaria del DHS, Kirstjen Nielsen, en un comunicado de prensa. La ley fue promulgada para «promover la autosuficiencia de los inmigrantes y proteger los recursos limitados al garantizar que no se conviertan en una carga para los contribuyentes estadounidenses».

La regla fue anulada en 2021.

Un estudio reciente publicado por el Instituto Cato refuta estos estereotipos antiinmigrantes al mostrar que consumen menos beneficios sociales que los ciudadanos nativos americanos per cápita.

El estudio, «Consumo de inmigrantes y nativos de beneficios de bienestar y derecho a prueba de medios en 2019» por Nowrasteh y Michael Howard, encontró que en 2019 los inmigrantes, tanto legales como indocumentados, consumieron un 28% menos de bienestar y beneficios que los nativos americanos en un per cápita. base. Estas nuevas cifras han ampliado la brecha del 7% entre inmigrantes y nativos americanos que se encontró en 2016.

El estudio analizó los programas a prueba de ingresos, incluidos Medicaid, el Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria (SNAP), la Seguridad de Ingreso Suplementario (SSI), la Asistencia Temporal para Familias Necesitadas (TANF) y el Programa Especial de Nutrición Suplementaria para Mujeres, Bebés y Niños (WIC) . También consideró la seguridad social y la atención de la salud.

«Los inmigrantes en edad de trabajar y los adultos mayores tienden a consumir más beneficios de Medicaid que los nativos americanos en el mismo grupo de edad, pero para todos los demás programas importantes y muchos más pequeños, los nativos son más caros que los inmigrantes per cápita», dice el informe. «Es probable que esta excepción se deba a un efecto de sustitución: menos inmigrantes califican para los programas de derechos más costosos como Medicare, y más tienen acceso legal a Medicaid».

Sin embargo, Nowrasteh le dijo a Upworthy que si Medicare y el Seguro Social se eliminaran del estudio, los nativos americanos aún habrían consumido un 23 por ciento más de bienestar que los inmigrantes. Agregó que “la exclusión de los programas de autorización reduce la brecha pero no la cierra”.

Los estudios también muestran que, a largo plazo, los inmigrantes contribuyen más a los ingresos del gobierno que al gasto social. Un estudio publicado por las academias nacionales de ciencia, ingeniería y medicina encontró que el valor de cada inmigrante a los Estados Unidos es de $259,000.

«Si a los inmigrantes se les asigna el coste marginal de los bienes públicos, el impacto fiscal a largo plazo es positivo y el efecto a corto plazo es negativo pero muy pequeño (menos negativo que el de los nativos)», afirma un resumen de la Reserva Federal.

En pocas palabras, incluso si un inmigrante usa algunos beneficios de asistencia social después de llegar por primera vez a los Estados Unidos, su beneficio neto de por vida para el sistema es positivo.

Pero los inmigrantes no deberían ser bienvenidos solo en Estados Unidos porque ayuda a las ganancias. Estados Unidos debe continuar con su deber humano de ser un hogar para cualquiera que desee contribuir a esta tierra de oportunidades y vivir al máximo de su potencial.

“Los trabajadores, familiares y refugiados deberían poder venir legalmente a los Estados Unidos en cantidades mucho mayores que en la actualidad. El trabajador inmigrante promedio puede esperar un aumento de 4 veces en el ingreso real al venir a los Estados Unidos, incluso teniendo en cuenta las diferencias en el costo de vida”, dijo Nowrasteh a Upworthy.

Las políticas de inmigración intransigentes de la administración Trump, junto con la pandemia, crearon una caída histórica en la cantidad de inmigrantes que llegaron a los Estados Unidos entre 2016 y 2021. Pero con la nueva administración, existe la posibilidad de un cambio positivo, pero ‘todavía hay muchos trabajo por hacer.

“La administración de Biden ha reabierto la inmigración legal en su mayoría a donde estaba antes de la pandemia, pero eso es todo para el sistema de inmigración legal”, dijo Nowrasteh. “La política de inmigración no es una prioridad para la administración de Biden. Hacer cumplir la inmigración es un desastre, lo cual es mejor que la alternativa. Hasta ahora, la administración de Biden ha superado en gran medida las expectativas».

Estados Unidos sufre escasez de mano de obra, también debido a una reducción drástica en la afluencia de inmigrantes en busca de trabajo. Permitir que más inmigrantes ingresen al país y acelerar el proceso de ciudadanía daría una sacudida muy necesaria a la economía después de la COVID-19.

Además, Estados Unidos tiene una población que envejece y una tasa de natalidad baja, por lo que para mantener la prosperidad del país necesita una afluencia de inmigrantes jóvenes. La salud financiera de los programas de seguridad social y Medicare del país se verá gravemente afectada si no hay más trabajadores jóvenes que paguen impuestos para mantener a los ancianos.

Los inmigrantes brindan un valor tremendo a la cultura y la productividad de los Estados Unidos y son una parte vital del apoyo a los programas sociales que aseguran una alta calidad de vida para los estadounidenses de todas las edades. Al rechazar el estereotipo anticuado e incorrecto de que los inmigrantes son una carga para el sistema, podemos ayudar a promover políticas y una cultura que cumpla la promesa de Estados Unidos y los reciba con los brazos abiertos.

Desde su sitio de artículos

Artículos relacionados en la Web

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

function hideBodyForSponsoredPost(el, currentSection) { var sponsoredSections = ["walgreens", "capital one", "capital one csr", "clorox powerful bleach", "clorox clean transforms", "dignity health", "ford foundation", "stand together", "stand together against poverty", "featured"]; if (sponsoredSections.includes(currentSection.toLowerCase())) { el.style.display = 'none'; } }

function hideEmpty( parentId, childId) { var parentDivs = document.getElementsByClassName(parentId);

if(parentId != undefined && parentId != null) { for(var i=0; i (function(h,o,t,j,a,r){ h.hj=h.hj||function(){(h.hj.q=h.hj.q||[]).push(arguments)}; h._hjSettings={hjid:2870039,hjsv:6}; a=o.getElementsByTagName('head')[0]; r=o.createElement('script');r.async=1; r.src=t+h._hjSettings.hjid+j+h._hjSettings.hjsv; a.appendChild(r); })(window,document,'https://static.hotjar.com/c/hotjar-','.js?sv=');

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

!function(f,b,e,v,n,t,s) {if(f.fbq)return;n=f.fbq=function(){n.callMethod? n.callMethod.apply(n,arguments):n.queue.push(arguments)}; if(!f._fbq)f._fbq=n;n.push=n;n.loaded=!0;n.version='2.0'; n.queue=[];t=b.createElement(e);t.async=!0; t.src=v;s=b.getElementsByTagName(e)[0]; s.parentNode.insertBefore(t,s)}(window, document,'script', 'https://connect.facebook.net/en_US/fbevents.js'); fbq('init', '1676218835946757'); fbq('track', 'PageView');

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

function triggerComscorePageView() { console.log('triggerComscorePageView'); window.COMSCORE && COMSCORE.beacon({c1: "2", c2: "18736521"}); fetch("https://www.upworthy.com/res/3rdparty/comscore_pageview"); }

if (typeof rblms !== 'undefined') { rblms.require(['core/event_dispatcher'], function(eventDispatcher) { eventDispatcher.on('viewRegistry:initViews', triggerComscorePageView); }); }

document.addEventListener('click', event => { if (event.target && event.target.classList.contains('show-more')) { triggerComscorePageView() } });

urlChangeHandler(triggerComscorePageView);

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

(function() { try{var a={l1:document.location.host.replace(/^www./,""),l2:document.title||"Untitled",l3:"__page__",l4:"-",sa:"",sn:""},b=[],c;for(c in a)b.push(c+"="+encodeURIComponent(a[c]));b=b.join("&");(new Image).src="https://d26n2uyu5tcx3y.cloudfront.net?a=5ac31c1640c74c36900b97047f570f19";var d=document.createElement("script");d.type="text/javascript";d.async=!0;var e=document.getElementsByTagName("script")[0];e.parentNode.insertBefore(d,e);d.src="https://z.moatads.com/upworthy105Vonz37/moatcontent.js#"+b}catch(f){try{var g= "//pixel.moatads.com/pixel.gif?e=24&d=data%3Adata%3Adata%3Adata&i=MOATCONTENTABSNIPPET1&ac=1&k="+encodeURIComponent(f)+"&j="+encodeURIComponent(document.referrer)+"&cs="+(new Date).getTime();(new Image).src=g}catch(h){}}; })();

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

(function(w,d) { w.kwa || (w.kwa = function()

{ (w.kwa.q = w.kwa.q || []).push(arguments); } ); se = d.createElement('script'), fs = d.scripts[0]; se.src="https://cdn.keywee.co/dist/analytics.min.js"; fs.parentNode.insertBefore(se,fs) }(window, document));

kwa('initialize',603);

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

var tags = [ 'https://pymx5.com/scripts/ready.js', 'https://pymx5.com/scripts/ims.js', 'https://pymx5.com/scripts/load_tags.js' ]

function l() { if (tags.length) { var tag = tags.pop(); var script = document.createElement('script'); script.setAttribute('src', tag); script.onload = l; document.body.appendChild(script); } else { window.ia = window.ia || function () { (window.ia.q = window.ia.q || []).push(arguments); } ; ia('track', 'PAGE_VIEW');

docReady(function() { ims.startServices(); } ); } }

l();

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

if(window.location.href.split('?')[0] === 'https://www.upworthy.com/editorial-staff-2656063143'){

freestar.config.disabledProducts = { video: true } };

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

/*

*/

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

window.counter = 100; window.createElementChangeListener(".freestar-in-content", function(wrapper){

var adDiv = document.createElement("div"); adDiv.id = "upworthy_incontent_desktop_"+window.counter;

var adScript = document.createElement("script") adScript.setAttribute("data-cfasync","false"); adScript.innerHTML = `freestar.config.enabled_slots.push({ placementName: "upworthy_incontent_desktop_1", slotId: "upworthy_incontent_desktop_${window.counter}" });`

adDiv.appendChild(adScript)

wrapper.appendChild(adDiv) window.counter++;

})

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

var parag = document.querySelector(".lead-media .widget__brief, .lead-media .body-description .rebellt-item, .lead-media .body-description");

var widgetWrap = document.createElement("div"); widgetWrap.classList.add("public-good-widget");

var widget="

"

widgetWrap.insertAdjacentHTML("afterbegin", widget); var inAds = parag.querySelectorAll('.freestar-in-content'); if (inAds){ if(inAds[inAds.length-1]){ inAds[inAds.length-1].remove() } }

var lastAd = document.createElement("div"); lastAd.classList.add("freestar-in-content");

if(window.innerWidth < 768){ parag.insertBefore(widgetWrap, parag.querySelector('.widget__show-more')); } else { parag.insertBefore(widgetWrap, parag.querySelector('.around-the-web')); } parag.appendChild(lastAd); }); window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){ let asd=false function ChangeListener(selector, callback) { var initializedNodes = new Set([]); function onEachNode(node) { if (!initializedNodes.has(node)) { callback(node); initializedNodes.add(node); } } function onDocumentMutation() { var nodes = document.querySelectorAll(selector); nodes.forEach(onEachNode); } var mutationObserver = new MutationObserver(onDocumentMutation); document.querySelectorAll(selector).forEach(onEachNode); mutationObserver.observe(document.body, { childList: true, subtree: true }); } if(window.innerWidth > 768){

ChangeListener("[id^=upworthy_incontent_dynamic]", function (item) { item.remove()

}); }

});

window.REBELMOUSE_LOWEST_TASKS_QUEUE.push(function(){

function fbvideoID(frame) { var myRegexp = /2F(d+)%/g; var match = myRegexp.exec(frame); return match[1]; } var fbIframe = document.querySelector('iframe[src^="https://www.facebook.com/plugins/video.php?"]'); if (fbIframe) {fvVidID = fbvideoID(fbIframe.getAttribute('src')); if (fvVidID) { fbIframe.insertAdjacentHTML("beforebegin", '

'); // fbIframe.parentNode.removeChild(fbIframe); } } var videoId = "promoted-video"; var oldFacebookVideo = document.getElementById(videoId); if (!oldFacebookVideo) { return }; var facebookVideoPost = oldFacebookVideo.closest(".widget"); if (!facebookVideoPost) { return };

var facebookVideo = facebookVideoPost.querySelector("#" + videoId); facebookVideo.classList.add("fb-video"); var firstPost = document.querySelector(".widget.post-partial");

function onScriptLoad() { FB.init({ appId: window.REBELMOUSE_BOOTSTRAP_DATA.fbId, version: window.REBELMOUSE_BOOTSTRAP_DATA.fbAppVersion, status: true, cookie: true, }); FB.XFBML.parse(); if(fbIframe){ fbIframe.parentNode.removeChild(fbIframe); } }

function loadFacebookScript() { var existingScript = document.querySelector('script[src="https://connect.facebook.net/en_US/sdk.js"'); if (!existingScript) { var script = document.createElement("script"); script.src = "https://connect.facebook.net/en_US/sdk.js"; document.head.appendChild(script); script.addEventListener("load", onScriptLoad); } }

function intersectorCallback(video_player) { var booted = false; var totalSeconds = 0; var interval = null;

function impressionCounter() { totalSeconds++; console.log("I've been watching for " + totalSeconds + " seconds"); } return function intersector(entries) { var entry = entries[0]; if (entry.isIntersecting) { if (!booted) { booted = true; video_player.mute(); video_player.play(); } interval = setInterval(impressionCounter, 1000); } else { if (interval) { console.log("I've stopped watching at " + totalSeconds + " seconds"); clearInterval(interval); interval = null; } } }; }

function trackVideo(video_player) { var observer = new IntersectionObserver(intersectorCallback(video_player), {}); observer.observe(facebookVideo); }

function onFacebookElementLoaded(msg) { if (msg.type === "video" && msg.id === videoId) { trackVideo(msg.instance); } }

function onFacebookReady() { FB.Event.subscribe("xfbml.ready", onFacebookElementLoaded); if (window.oldFacebookWaiter) window.oldFacebookWaiter(); }

if ("FB" in window) { onFacebookReady(); } else { window.oldFacebookWaiter = window.fbAsyncInit; window.fbAsyncInit = onFacebookReady; loadFacebookScript(); }

}); .

TE INTERESA>>  3 signos zodiacales a los que les irá bien HOY miércoles 18 de mayo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba